¿Sí me sirves, celular?

¿Sí me sirves, celular?

Sí, vamos a hablar de celulares, tarifas, precios,beneficios y formas de ahorrar. En México hay cerca de 100 millones de usuarios de servicios celulares. Y somos como 120 millones de mexicanos… Es decir, casi todos tenemos celular.

Unos lo usan para llamar, otros para mensajear, otros más lo utilizan como su principal herramienta de vida social por medio de las redes sociales. El trabajo, la escuela, los amigos lo exigen. Punto.

Hoy en día, en el año 2015, tener un celular es
cuestión de vida o muerte.

image

Encuentra
tu conveniencia

Para poder ahorrar en tu gasto mensual lo primero que
tienes que hacer es descubrir tus propias necesidades:

1. ¿Hablas mucho por teléfono?

2. ¿Consumes mucho internet?

3. ¿Lo tuyo es estar conectado todo el tiempo en wifi?

Analiza tu vida diaria. Quizá en la escuela o en la
oficina cuentas con internet todo el tiempo y tener 6 Gb de internet te será
completamente innecesario.

Gasto
innecesario

Ahora analiza el plan que tienes actualmente. ¿Sí
sabes que incluye tu plan, verdad? Si no, desempolva los recibos que te llegan
a tu casa o acude a tu proveedor para que te aclare bien qué es lo que estás
pagando mes con mes.

Quizá descubras muchas sorpresitas…

– 1000 minutos de llamadas (y nunca hablas).

– 6 Gb de internet (y te la vives en la oficina donde
sí hay wifi).

– Todas las llamadas gratis a la misma compañía (y no
conoces a nadie que use esa misma compañía).

– 2000 mensajes (y la última vez que mandaste un
mensaje fue en el 2011).

Cosas muy buenas, pero que en tu realidad no te son de
mucha utilidad.

¿Y cuánto pagas por ese plan?

¿O no tienes plan y te la pasas recargando en las
farmacias o supermercados? ¿Sí sabes cuánto estás gastando mensualmente?

Prueba
el cambio

Para hacer el cambio tienes de dos sopas: o te esperas
a que acaben tus 53 meses de contrato o pagas una multa por cancelar antes el
contrato… Desde ese momento ya se ve torcida la cosa.

Pero bueno, supongamos que ya te quedan dos o tres
meses y vas a tener que renovar. Ese es el momento para probar el cambio.

1. Investiga muy bien qué plan es el que te conviene
(características adecuadas a tu estilo de vida). Que sea un plan al que le
saques siempre el máximo jugo.

2. Decide si quieres quedarte con la misma compañía o
probar otras compañías. La competencia estimulada por la reforma en materia de
Telecomunicaciones abaratará los costos y permitirá el cultivo de la sana
competencia.

3. Elige lo que más se adapte a tus necesidades
actuales.

Tu celular es una herramienta importante en tu vida,
pero no vale la pena que estés pagando por algo que no utilizas. Ojalá te sirva
este breve análisis.

No Comments

Post A Comment